¿Qué tipo de mordida tienes?

Generalmente ocurre que uno se preocupa por la posición de sus dientes cuando están chuecos. Es decir, cuando los dientes se ven poco estéticos, consideramos un cuidado de ortodoncia para alinearlos. Sin embargo, la posición de los dientes o tipo de mordida es muy importante para cuestiones más allá de la estética. Existen problemas de salud como dolor de oídos, de cabeza o de cuello  así como dificultades a la hora de masticar (que eventualmente impacta en el sistema digestivo) que están relacionados con una mala alineación dental.

¿Cuáles son los tipos de mordida?

Aclaremos algo. Puede haber varios tipos de mordida o de alineación dental. Cuando los dientes no están bien alineados se dice que hay maloclusión. Empero, no hay un único tipo de maloclusión. Dependiendo de la alienación, se pueden tipificar las mordidas en:

·  Sobremordida: Es cuando los dientes superiores se enciman a los inferiores. Es decir, la parte superior de la mandíbula cubre a la inferior, a veces al grado de tapar los dientes inferiores por completo. Si bien estéticamente hablando parece no ser un problema, genera complicaciones para llevar una correcta higiene bucal. Así que este tipo de mordida es proclive a generar caries, enfermedades periodontales e incluso bruxismo. Su origen es principalmente genético, pero el uso prolongado de chupón también se puede relacionar con este tipo de mordida.

·  Submordida: A la inversa de la sobremordida, es la parte inferior la que sobresale por la superior. Se destaca por causar una mandíbula prominente. No es una problemática que se presente con frecuencia.

·  Mordida abierta: Aquí, algunas de las piezas inferiores no se tocan con las superiores.  Se clasifica dependiendo de qué piezas son las que no se juntan:

Mordida abierta anterior: Cuando los incisivos no se tocan

Abierta posterior: Cuando los molares no se tocan

Mordida abierta completa:  Cuando únicamente los últimos molares se tocan.

·  Mordida cruzada: Probablemente sea la maloclusión más frecuente. Se caracteriza porque, al morder, los dientes inferiores quedan por delante de los superiores. No es algo que ocurra en toda la boca, sino que puede pasar en la parte delantera o la parte trasera de la boca. Hay casos en los que pasa de un único lado de la boca, lo que causa asimetría facial.

·  Protrusión dental: ¿Has escuchado que alguien tiene “dientes de conejo”? Así se llama este tipo de mordida. En los casos más severos, no solo es un problema estético, sino que impide que la boca se cierre o deformaciones de la cara.

Si tengo una maloclusión ¿qué sigue?

La buena noticia es que, una vez identificada tu tipo de mordida, el tratamiento suele ser ortodoncia. Es muy raro el caso en el que se tenga que optar  por procedimientos quirúrgicos.

Tu especialista de la salud bucal, tras determinar tu tipo de mordida, puede decirte qué tratamiento de ortodoncia es el adecuado para ti. Recuerda que existen diversos tratamientos. Brackets clásicos, de metal, autoligables, invisibles o incluso ortodoncia lingual. ¿Necesitas determinar cuál es el tratamiento para ti? Nosotros te ayudamos.

Agenda ya una cita Con gusto te atenderemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *